Consejos para evitar el atranco de tuberías

Para realizar un buen uso de las tuberías en tu hogar y así evitar posibles atrancos que conlleven a tener que contratar una empresa de pocerias y desatrancos, a continuación te comentamos algunas de las mejores prácticas que puedes llevar a cabo desde ya mismo.

Desde Grupo Montejano, especialistas en desatrancos, nos repasan los motivos más comunes y facilitan algunos consejos para solucionarlos.

Inspección de tuberías de forma regular ( 1 vez al año)

Muchas de las instalaciones, sobre todo en viviendas con unos cuantos años de antigüedad es muy común encontrarse con defectos en su construcción, como una mala pendiente, esto provoca que las tuberías se atasquen con mayor facilidad.

Por eso debed revisar las instalación de las tuberías de tu vivienda de forma regular, mínimo una vez el año. Las empresas que realizan este tipo de tareas tienen una cámaras especializadas para detectar posibles problemas que puedan surgir, de estar forma evitamos posibles atrancos en el futuro.

Contar con un servicio de mantenimiento, te ahorra posibles disgustos en el futuro derivadas de un mal funcionamiento de las tuberías en tu hogar.

Evitar el arrojo de jabones u otros compuestos líquidos problemáticos.

Constantemente utilizamos jabones para poner la lavadora o el lavavajillas en casa, esto provoca que las tuberías no estén totalmente limpias, ya que estos productos dejan restos pegados  y provocan taponamientos.

Por eso te recomendamos que cada cierto tiempo uses algún producto para desatascar las tuberías y así evitar posibles atrancos que deriven en solucionar menos económicas, que un simple producto para desatascar tuberías.

Evitar arrojar pelos en la ducha o el lavabo.

Otro de los motivos por los que se producen atascos en las tuberías son los pelos en la ducha o en el lavabo. Evitar está mala práctica ayuda mucho a mantener en un estado optimo el mantenimiento de las tuberías. para una correcta circulación del agua.

Tuberías viejas y deterioradas.

inspeccion de tuberias de forma regularCuando no se realiza una constante inspección de tuberías, el paso del tiempo provoca que estás estén deterioradas y retengan suciedad en su interior. Al no poder moverse el agua por la normalidad, se producen atascos con mayor facilidad.

Así que desde Fungesma te recomendamos realizar la continua inspección de las tuberías para solucionar problemas que vayan sugiriendo sin tener que recurrir a un servicio de desatranco de urgencia que requieran de una mayor obra y por lo tanto el arreglo sea mucho más caro de lo que esperabas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *